viernes, 23 de junio de 2017

Lo contrario a XENOFOBIA



Hoy subo al tren y, detrás de mí, un chico de unos 17-18, muy rubio él y de físico contundente, como de esos que se matan en el gym (no, en el gimnasio NO, ellos se matan en el GYM). Yo me siento y él encuentra, justo detrás de mí, a una conocida. Obvio que inician una conversación. A ella no la veo pero tiene voz de unos veintitantos y se da el siguiente diálogo:

Mis juegos preferidos


SUDOKU

***